Recomendaciones para que el nuevo curso escolar no sea una pesadilla

4 septiembre, 2013

De cara al inicio del curso escolar de la mayoría de la población infantil, es muy importante adaptar los horarios de los niños a las rutinas escolares una semana antes de que empiecen el colegio para evitar alteraciones transitorias como cansancio, ansiedad, decaimiento e incluso depresión.

Es por ello que nuestro consejo es, cada 2-3 días, ir adaptando todos los ritmos del niño a las actividades que realizará con el inicio del curso (despertarse, comidas, acostarse), para lograr una adaptación progresiva al nuevo horario, manteniendo siempre aptitud siempre positiva por parte de padres y niños.

Asimismo, se recomienda cumplir la adaptación progresiva de horarios incluso los fines de semana y aprovechar el final de las vacaciones para ir instaurando estos hábitos como el buen desayuno familiar y preparar con ellos el material escolar.

Por último, es importante acompañarles el primer día de colegio, para evitar que el momento de la separación sea traumático y recogerles, siendo puntuales y mostrándonos alegres, sin trasmitirles nuestra actitud negativa (ansiedad, miedos y pereza a la hora de tener que volver a nuestros respectivos trabajos).

Posted in Destacadas by Jesus Escriba